Viajeras

Guía monetaria para viajar al extranjero

Viajar al extranjero puede convertirse en una experiencia maravillosa. Sin embargo, siempre nos entran dudas cuando pensamos en cómo vamos a llevar el dinero que necesitamos. A la mayoría de nosotros nos gusta tener dinero en efectivo. Así sabemos lo que gastamos y tenemos un mejor control. Sin embargo, esto puede no ser una buena idea si vamos a viajar al extranjero. Imaginemos que nos vamos un mes. ¿Cómo llevaremos todo el dinero?

La mejor manera de evitarnos problemas es contar con una tarjeta. Todos los bancos ofrecen una tarjeta de débito a sus clientes, por ejemplo, la tarjeta NX de ABANCA. En esa tarjeta que no nos ocupará nada de espacio llevaremos todo el dinero que podremos necesitar. Es una manera muy cómoda y sencilla, pero también segura, de llevar dinero cuando viajamos al extranjero.

Las tarjetas de crédito o débito

Las tarjetas podemos adquirirlas de dos tipos, de crédito o débito. Con las primeras el banco nos presta el dinero con el que pagamos y, al cabo de un mes, lo devolvemos pero con intereses. Por el contrario, la tarjeta de débito descontará directamente el dinero que tenemos en el banco. Si no tenemos, no podremos utilizarla.

Llevar una tarjeta de crédito o débito no significa que no podamos llevar dinero en efectivo. Sin embargo, si nos vamos un mes al extranjero no sería conveniente llevar todo el que vamos a necesitar de esta manera. El motivo es que podemos perder ese dinero, nos pueden robar o, a lo mejor, en las aduanas hay un límite estipulado y no podemos pasarnos de una determinada cantidad. Esto puede ser un verdadero problema.

Sin embargo, si aún no nos encontramos del todo convencidos para utilizar este método de pago, hoy veremos algunas ventajas de utilizar una tarjeta de crédito o débito. Ventajas que el dinero en efectivo no nos puede brindar.

Ventajas de utilizar tarjetas

Los jóvenes tienen la posibilidad de utilizar la tarjeta joven. Esta les ofrece determinados descuentos y, además, no se les cobra ninguna comisión. No obstante, esto no solo es para los menores de 30 años. Las demás personas, dependiendo del banco, también pueden beneficiarse de estar tarjetas libres de comisión. La NX de ABANCA es una de ellas.

Cuando nos vamos a un país extranjero, quizás la moneda que se utiliza no es la misma que en nuestro país de origen. En estos casos, la tarjeta será muy cómoda porque no tendremos que cambiar el dinero en efectivo que tengamos. Además, aunque algunos bancos cobren una comisión por realizar pagos por tarjeta en países que tengan otra moneda, el banco ABANCA no. Por lo tanto, es una excelente oportunidad para no tener que preocuparse por los costes que puede tener el cambio de moneda.

¿Qué ocurre si queremos controlar el dinero que gastamos con nuestra tarjeta? Podemos poner un límite. Esto nos permitirá estar seguros de que si nos pasamos de una cierta cantidad no podremos seguir utilizando la tarjeta hasta el próximo día. Los límites en la tarjeta también nos darán cierta seguridad ante un posible robo.

¿Qué pasa si me roban la tarjeta?

Como en todos los lugares del mundo, cualquier persona puede intentar robarnos. Si llevamos el dinero en efectivo, sin lugar a duda nos quedaremos sin él. A menos que se pille al ladrón (algo que no suele pasar) este puede llevarse una cuantiosa cantidad si decidimos viajar al extranjero sin llevar una tarjeta de crédito o débito.

Lo ideal es llevar muy poco dinero en efectivo o ninguno, y una tarjeta de crédito o débito que cuentan con un seguro antifraude gratuito. Ante un robo, la persona solo podrá sacar dinero si sabe nuestro PIN. En el caso de que lo descubra o que, por algún motivo, utilice nuestra tarjeta para algún pago online, el límite que tengamos hará que el ladrón no pueda gastar todo el dinero que tenemos en nuestra cuenta bancaria.

En la actualidad, además, muchas plataformas de pago suelen enviar un mensaje a nuestro móvil con un código para poder finalizar una compra. Toda la seguridad que hay en torno a las tarjetas de crédito o debido nos puede dar aún más tiempo para llamar rápidamente al banco y cancelarlas. Este nos enviará después una nueva al lugar que le indiquemos en el plazo de una o dos semanas sin coste alguno.

Pagar con la tarjeta en el extranjero es una opción segura y fiable para viajar sin tener que preocuparnos por el dinero. No obstante, es mejor que siempre tomemos algunas precauciones. Por ejemplo, es ideal llevar una riñonera o el bolso hacia delante. Se tiene que evitar llevar la cartera o tarjetas en la parte de atrás de nuestros pantalones y prestar, también, mucha atención al móvil. Ante cualquier robo, podemos llamar inmediatamente al banco para anular nuestra tarjeta y evitar que otras personas se gasten nuestro dinero. ¿A qué esperas para viajar de una manera mucho más cómoda y segura para disfrutar sin preocupaciones?

¿Te ha gustado?¡Comparte!
Share:

Leave a reply

*