tocados para bodas

Dos peinados para boda y un toque extra para estar increíble

Las bodas son ocasiones para dejarse ver. Especialmente la novia, pero también las invitadas tienen en este día la oportunidad ideal para apostar por looks más rompedores o dramáticos. Es la ocasión en mayúsculas para dejar volar la imaginación y que los peinados y vestidos más asombrosos tomen el protagonismo. Y hay mil formas de hacerlo.

El concepto de novia ha evolucionado y las chicas que se casan ahora apuestan y arriesgan más. Ya no se estila tanto seguir la tradición, como que cada novia encuentre su estilo y se sienta a gusto en ese día. E instalados en esa filosofía, a continuación te traemos propuestas de peinados para bodas que vas a adorar y que vas a poder hacer tú misma. Los tocados para bodas van a ser los complementos perfectos para que luzcas única. ¿Quieres saber los trucos?

Tocados para bodas: cómo hacer un recogido estiloso de lado

En cierto modo es la versión glamurosa de la coleta y no tiene mucha más complicación que ésta. Te preguntarás, ¿cómo se hace? Pues toma nota. Se trata de recoger tu pelo como en una coleta común pero vas a recoger el pelo en un coletero bajo, colocado en un lateral de la nuca. La raya es mejor que la coloques a un lado, para que se vea más elegante, aunque según el look que busques si haces la raya al medio y tensas bien el pelo hacia los lados (quizás con fijación para un look wet) vas a conseguir un efecto muy puntero.

En la versión más relajada y sofisticada que te proponemos, recogerás el pelo suavemente en una coleta baja y ladeada y luego usarás un mechón de tu propio pelo para pasarlo sobre la goma y que no se vea. Así quedará más pulido y bien acabado. No hace falta que te obsesiones con que no quede ningún pelo suelto porque uno de los encantos de este recogido es que es algo etéreo, imperfecto y bonito. Si te gusta más la opción de “todo bajo control”, el gel fijador va a ser tu aliado.

Paso a paso para un recogido rizado y con volumen

tocados-para-bodas-1El peinado anterior estaba pensado especialmente para melenas lisas o ligeramente onduladas. En esta ocasión nos fijamos en las melenas rizadas, preciosas cuando están bien cuidadas. Para hacer este recogido lo primero que tendrás que hacer es rizar bien tu pelo. Pero sin tirabuzones, que quede suelto y manejable. Segundo paso: encrespa tu pelo en la parte delantera de la cabeza, para conseguir volumen, y haz una coleta alta. La coleta tiene que quedar bien fijada y a continuación deberás ir enrollando el pelo para crear el recogido e ir sujetándolo con horquillas. Sonará básico pero asegúrate de que queda con volumen y no aplastado, porque el recogido perdería toda la gracia.

El toque final para peinados como éste son los tocados para bodas. Son creaciones que unen la técnica del crochet con elementos delicados como los hilos de plata. Los tocados que nacen de esa combinación son espectaculares y resultan ideales para peinados con volumen. Puedes entrelazar los tocados con tu pelo, jugar con los dos elementos… y para peinados más lisos puedes usar los tocados para bodas como diademas.

Con estos consejos no habrá quien luzca mejor que tú en una boda. Y lo mejor es que puedes hacerte estos peinados tú misma. ¿Ya sabes si optarás por el volumen o por el control?

¿Te ha gustado?¡Comparte!
Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed