Ocio

Minijuegos para esperar el autobús

Existen muchos momentos a lo largo del día en los que no hacemos nada útil más que esperar. Por ejemplo, hay veces que para ir a trabajar tenemos que hacer un largo viaje en transporte público en el que se pasan las horas muertas sin hacer absolutamente nada. En otras ocasiones, nos cansamos de las interminables esperas en la sala del médico, del dentista o de la peluquería hasta que llegue nuestro turno. En dichos casos, solemos sumergirnos navegando en las redes sociales a través de nuestro teléfono móvil, pero es recomendable dejar de lado dicho vicio y utilizar nuestra conexión a Internet para entretenernos con diferentes tipos de juegos de cocina, de aventuras, de carreras, de deportes o de muchas otras categorías de gran variedad.

En alguno de estos, el jugador se convierte en cocinero y su tarea es atender a sus clientes rápidamente y satisfacer sus pedidos preparando deliciosos sándwiches. En otros, debe demostrar su talento cocinando los mejores sushis de la ciudad. Para los usuarios más glotones se encuentra disponible la posibilidad de seguir paso a paso una receta para hacer sabrosos cupcakes que se podrán decorar al gusto o rosquillas de varios sabores. Para aquellos que quieren volver a su infancia, un juego obliga a preparar pizza para las tortugas Ninja, que tendrán que colmar su apetito después de un duro día de lucha contra la delincuencia.

Otra categoría de juegos son los de estrategia. En dicho sector se puede optar por un juego de lógica en el que se deberán deslizar unas piezas a lo largo de cada nivel hasta llevarlas a un lugar donde se encuentra su pieza opuesta y así, conseguir encajarlas. Otra opción es el clásico juego online de Conecta 4, en el que se debe encontrar dicho número de bolas unidas y que sean de un mismo color, ya sea en horizontal, vertical o diagonal. También se puede jugar al sudoku de manera virtual, eligiendo el nivel de dificultad adecuado a nuestros conocimientos y así, pasar el rato rellenando los huecos libres con los números correspondientes. Otros minijuegos proponen al jugador la labor de resolver rompecabezas con la finalidad de conseguir un premio final.

Los más aventureros podrán ponerse en la piel de un vigilante solitario que se dedica a combatir el crimen y derrotar el mal. Para los empáticos es recomendable la posibilidad de poder ayudar a un mono triste a escapar de una pirámide en la que se ha quedado atrapado. También existen juegos multijugador desarrollados en un mundo de fantasía medieval en el que se luchará contra otros usuarios.

Con este amplio abanico de posibilidades es posible evitar el excesivo uso de las redes sociales, que genera graves consecuencias. Interactuar frecuentemente a través de dichas aplicaciones puede generar dependencia, cambios en el estado de ánimo o en la salud mental. Según la autora del libro Your Brain On Social Media, Susan Greenfield, el uso frecuente de las redes sociales disminuye el control de las decisiones, de la toma de decisiones, de la capacidad de concentración y de adicción.

¿Te ha gustado?¡Comparte!
Share:

Leave a reply

*