Comida sana

Leche de soja: el gran engaño.

Para hablar de la leche de soja primero debemos hablar de la leche en general. La leche es un invento de la industria alimenticia que a los seres humanos no nos aporta demasiadas cosas. Somos el único mamífero que toma leche después de la época de la lactancia.

La leche provoca mucha intolerancia, para paliar esto han creado nuevos productos. La leche sin lactosa, más cara… ¡el negocio les ha salido redondo!

Esto en cuanto a la leche de vaca. Tenemos leche desnatada, semidesnatada, con calcio, con omega3, sin lactosa… ¿Para qué tomamos la leche?

Tras esto, la industria ha basado su producción y sus ventas en la leche de soja como producto sano para nuestro organismo.

La leche de soja esta de moda, es cierto. Es mucho más “cool” tomar leche de soja. Ahora todo lleva soja, incluso la leche de vaca contiene soja. Leche de soja con muchos aditivos que nos dicen que son vitaminas.

¿Si la leche de soja es tan saludable, porqué añadirle aditivos?

Vamos a un supermercado y tenemos productos con leche de soja por todos los sitios, yogures, batidos… La soja como legumbre es saludable, pero para tomarla como bebida…

Sí, porque la soja es una legumbre. Es como si tomásemos leche de garbanzos, de lentejas… etc. Tomar purés de legumbres es aconsejable en determinadas ocasiones, pero no es aconsejable cada día.

Es como si tomásemos legumbre a medio cocinar.

Leche de soja; alguno de los efectos que puede causar:

  • Digestiones pesadas y lentas.
  • Reducción de la temperatura corporal.
  • Hinchará nuestros intestinos creando diarreas, flatulencias y complicando la absorción y asimilación de otros alimentos.
  • Absorbe el hierro de nuestro propio cuerpo.
  • Todo esto nos traerá como consecuencias: Problemas en la piel, de respiración y mucha mucosidad

La leche de vaca y la leche de soja no son beneficiosas para la salud.

Pero como todo, nos engañan nos hacen creer que es sana cuando no lo es. Las grandes industrias traman todo tipo de artimañas para que consumamos. Como la leche de vaca empezó a dar problemas, lo aceptaron pero nos sacaron la solución: la leche de soja. Al final todo entra y sale desde el mismo sitio.

Evidentemente estamos muy acostumbrados a tomar leche, con el café, con el té, en el desayuno o en la cena. Tenemos alternativas mucho más saludables a parte de la leche de vaca y la leche de soja. Por eso os vamos a dar otras posibilidades para que podáis seguir tomando leche.

  • Leche de almendras.
  • Leche de avena, no es recomendable en resfriados o momentos de gran mucosidad.

Igual estas leches os resultan más difíciles de encontrar que la leche de soja o la leche de vaca, pero será mucho más beneficiosas para vuestra salud. En tiendas Bio o en herboristerías seguro que las podéis encontrar.

¡¡Os animamos a que las probéis!!

¿Te ha gustado?¡Comparte!
Share:

1 comment

  1. gabriel 23 abril, 2016 at 02:10 Responder

    jeje, pero si la leche de almendras y avena es la misma cosa, es pura agua todo!!!! por supuesto que es más sano que la leche, es tomar agua saborizada!!

Leave a reply

*